Cómo enamorar al cliente foodie de un restaurante para que repita (y atraiga más clientes)

Al hablar de un cliente foodie nos estamos refiriendo a una persona apasionada a vivir experiencias relacionadas con la buena comida. Los foodies viven en una constante búsqueda por descubrir nuevos sabores por todo el mundo, con la intención de disfrutar la experiencia de degustar esos nuevos sabores y encontrar tesoros culinarios que hasta ahora eran desconocidos para ellos.

 

Auténticos aventureros gastronómicos, la figura de los foodies está en auge en los últimos años debido al auge de las redes sociales, donde aprovechan para compartir sus experiencias gastronómicas y mostrar al mundo esos tesoros descubiertos.

 

“Foodies”, aprende a distinguirlos.

 

Una figura que se muestra como un reto para los restaurantes, que saben que de la satisfacción del foodie dependerá que sus platos aparezcan en las redes sociales y sean recomendados a todos sus seguidores, aumentando así las posibilidades de recibir nuevos clientes.

 

Por ello desde nuestro blog hemos querido preparar un post en el que vamos a dar las claves para enamorar al cliente foodie. Algo que no será precisamente sencillo, para lo que es necesario ampliar la perspectiva y diseñar una estrategia con el foco puesto en el cliente foodie.

6 puntos clave para conquistar al cliente foodie

Ponte en su piel

 

Si quieres conquistar a un foodie, lo primero que deberás hacer será ponerte en su piel, ya que será la mejor forma de empatizar con él y entender lo que piensa, quiere y siente.

 

Para ello tendrás que observar detenidamente los valores del cliente foodie y entenderlos, siendo la búsqueda de experiencias culinarias su principal objetivo. Si consigues entender a un foodie, te será mucho más sencillo ofrecerle lo que quiere y, por tanto, conquistarle.

 

Aquí las redes sociales pueden serte de gran ayuda, ya que no hay que olvidar que son una de sus principales preocupaciones. Los foodies están en las redes sociales, lo que te servirá para hacerte una idea de los platos que les enamoran, y tratar de trasladarlos a tu restaurante.

 

Productos de calidad

 

Aunque los foodies no son comensales únicos de productos gourmet, ya que no tienen ningún problema a la hora de probar sabores en puestos o mercados a pie de calle, sí que tienen un paladar gourmet y son exigentes.

 

Esto hace que si apuestas por productos de calidad en tu restaurante, las posibilidades de que acaben viviendo una experiencia gastronómica que les conquiste serán muy superiores.

 

Variedad

 

La variedad es clave para satisfacer a un foodie, ya que son comensales que no se conforman con cualquier cosa y que buscan salir de la rutina. Buscan nuevos sabores, por lo que es muy probable que acabe pidiendo alguno de los platos más exclusivos de tu carta.

 

Por ello es importante que cuentes con una amplia oferta culinaria que le permita escoger entre una gran variedad de platos, prestando una especial atención a los aperitivos gourmet, que son la mejor opción para abrir boca y te ayudarán a comenzar con buen pie. Lejos de complicaciones, unas ricas croquetas que le diviertan podrían ser suficiente para conquistar su paladar.

 

La importancia del ambiente

 

Aunque los foodies van en busca de nuevas experiencias culinarias, también dan importancia a la ambientación del restaurante. Será mucho más fácil conquistarles si tu restaurante cuenta con una bonita decoración, destaca por su limpieza y también por su servicio. Conseguir que se sienta a gusto es clave.

 

Aquí también hay que destacar la presentación de los platos. Ten en cuenta que para que la satisfacción del cliente foodie sea completa, deberá subir a sus perfiles sociales los platos que acaba de degustar. Si la presentación es mala, las opciones de llegar a sus redes se minimizan.

 

Postres deliciosos

Si un foodie apuesta siempre por los aperitivos para abrir bocado, también apuestan por los postres para finalizar su experiencia. Pasar del postre es algo prohibido para ellos, por lo que no tengas ninguna duda de que lo pedirán.

 

Una rica tarta de manzana, una mousse, un bizcocho o cualquier otro postre puede ser tu mejor aliado al entrar un foodie por la puerta de tu restaurante, así que no los pierdas de vista.

 

El precio

 

Y por último, si quieres enamorar a un foodie será indispensable ofrecerle un precio competitivo. Que exista equilibrio entre la calidad y el precio es clave para que salga satisfecho.

 

Un foodie no tiene problema en pagar una cantidad elevada siempre y cuando la experiencia merezca la pena, de hecho, es muy probable que repita y la recomiende. Si en cambio siente que ha pagado más de lo que valía, no sólo no repetirá, sino que además no lo recomendará en absoluto.

 

Ahora que ya conoces las claves para conquistar a un foodie, simplemente te queda llevarlas a cabo. No olvides que elevan la gastronomía a la categoría de arte, y que únicamente se conforman con lo mejor. ¿Serás capaz de dárselo?

2018-07-03T06:45:54+00:00 24/05/2018|Trucos y consejos|