La rentabilidad de un restaurante buffet. Tips para gestionarlo correctamente

Una de las principales tendencias gastronómicas de la actualidad, es el restaurante buffet, y la prueba está en el auge que están teniendo en los últimos años, disponiendo de una amplia variedad de buffets de todo tipo, para todos los gustos.

Cada vez son más los restaurantes que apuestan por el modelo buffet, y no es de extrañar si tenemos en cuenta la rentabilidad que ofrecen, así como la alta demanda que tienen por parte de los comensales.

Cuando hablamos de buffet, nos estamos refiriendo a un modelo de restaurante en el que los comensales pagan una cantidad fija, y pueden comer todos los platos que deseen, sin ningún tipo de restricción, hasta satisfacer su apetito.

Se trata de un modelo de restaurante francés, que aunque ya lleva muchos años implantado en España, especialmente a través de los restaurantes asiáticos, ha sido en los últimos años cuando ha experimentado su mayor auge. Tanto, que son muchos los restaurantes tradicionales que han decidido sumarse a este modelo de “todo incluido”.

Quizá te interesa:

¿Qué es el catering sostenible y por qué es una apuesta segura al organizar un evento?

Si tú también has valorado seriamente esta posibilidad, este post te va a resultar muy interesante, ya que vamos a hablar de las ventajas que ofrece un restaurante buffet, y vamos a compartir una serie de tips para gestionarlo correctamente. Toma nota.

Principales ventajas de un restaurante buffet libre

Las ventajas que ofrece un buffet libre son muchas, tanto para el propio restaurante, como para los propios comensales, y a continuación te vamos a contar las más destacadas.

Gran variedad

Es habitual, que los restaurantes al confeccionar su carta, dejen muchos platos fuera, con la intención de no hacer una carta demasiado amplia que pueda confundir a sus clientes.

Dicho esto, la principal ventaja de un restaurante buffet, es la gran variedad de diferentes platos que puede ofrecer a sus clientes, escogiendo todo tipo de alimentos y elaboraciones diferentes de la más alta calidad.

Una ventaja para el restaurante, ya que puede ofrecer todo tipo de aperitivos, primeros platos, segundos y postres, y también para los comensales, que podrán probar de todo un poco, confeccionando su propio menú, sin tener que pagar un precio desorbitado por ello.

Precio cerrado

La siguiente ventaja a destacar de los restaurantes buffet, es que ofrecen un precio cerrado, que el cliente conoce desde antes de entrar al restaurante, por lo que podrá decidir si se ajusta a su presupuesto o no.

De esta forma, el comensal podrá comer todo lo desee sin llevarse un susto cuando reciba la cuenta, mientras que el restaurante se asegurará un precio fijo por cada cliente, lo que le servirá para tener una estimación aproximada de la caja diaria, solo con ver el número de clientes que han recibido.

Servirse uno mismo

La mayoría de buffets libres se caracterizan porque son los clientes los que se sirven a ellos mismos, lo que les permite escoger la cantidad que desean en cada plato, en función de su apetito, así como las diferentes salsas y acompañamientos.

Esto, además de ser una ventaja para el cliente, que podrá elaborar su menú libremente en función de sus preferencias, también lo es para los restaurantes, ya que se aseguran la total satisfacción de los comensales, y además les permite ahorrar en camareros.

Ideal para comidas informales

Un restaurante buffet se muestra como la mejor opción para comidas o cenas informales, en las que se busca huir de la rigidez de un restaurante convencional.

En un buffet los comensales podrán disfrutar de comidas más relajadas y distendidas, sin tener que preocuparse por los camareros, ya que serán ellos mismos los que servirán en función de los que les apetezca.

Sentirse como en casa

En los restaurantes tipo buffet, los comensales se sienten como en casa, ya que al seleccionar ellos mismos los platos, y servirse la cantidad que desean, será como abrir la nevera de sus cocinas, y decidir qué quieren comer, pero sin la necesidad de tener que ponerse frente a los fogones.

Tips para gestionar un buffet libre

Una vez hemos comentado las principales ventajas que ofrecen, ahora vamos a dar una serie de tips para gestionar un buffet libre correctamente, que te ayudarán a hacer de tu restaurante un auténtico imán de clientes, en el que los comensales puedan disfrutar de todas las ventajas comentadas anteriormente, y te ofrezca la rentabilidad esperada.

Prepara tu restaurante

Para que un restaurante pueda ofrecer un buen servicio de buffet, debe estar perfectamente preparado para ello, ya que de lo contrario, será muy probable que se formen colas interminables, y acabe siendo un auténtico caos, tanto para ti, como para los clientes.

Es importante que cuente con una zona perfectamente preparada, y diferenciada del resto del restaurante, en la que estará situada la comida. Debe ser una zona amplia para garantizar la comodidad de los comensales, y cerca de la cocina, para que resulte más sencillo a los cocineros sacar la comida.

Apuesta por la calidad

Si quieres que tu restaurante atraiga clientes, debes apostar por comida de calidad. Son muchos los buffets que ofrecen una amplia variedad de platos diferentes, con opciones para todos los gustos, pero que la calidad deja mucho que desear, y que con el paso del tiempo acaban teniendo que colgar el cartel de cerrado.

Si tienes que escoger entre calidad y cantidad, en The Cooksters te recomendamos hacerlo siempre por la calidad, ya que será la forma más sencilla de contentar a los clientes.

Nosotros tenemos muchos restaurantes tipo buffet como clientes, ya que en nuestra web encuentran una amplia oferta gastronómica, de la más alta calidad, a precios muy competitivos.

Tenemos todo lo necesario para confeccionar la carta de un restaurante buffet de calidad: aperitivos, carnes de todo tipo, pizzas caseras, una exclusiva selección de bocadillos gourmet, tartas artesanales, pasteles… Nos convertiremos en el mejor aliado de tu buffet libre.

Amplía el horario

Habitualmente los buffets se caracterizan por estar abiertos un mayor número de horas que un restaurante convencional, en los que la cocina abre y cierra a una hora determinada.

La idea es que un cliente pueda ir a un buffet prácticamente a cualquier hora del día, por lo que si quieres ofrecer un buen servicio, es importante que amplíes el horario de apertura de tu restaurante.

Imagen y limpieza

La imagen y la limpieza de tu restaurante serán fundamentales para conseguir hacer un buffet de prestigio, que sea un reclamo para los clientes.

Es importante que extremes al máximo la limpieza, y que en ningún momento dé sensación de suciedad o desorden. Asimismo, debes esforzarte por exponer los alimentos de la mejor forma posible, con el objetivo de que resulten atractivos y entren a tus clientes por la vista.

Precio adecuado

Por último, es importante que hagas un completo estudio, que te permita poner el precio más adecuado, que resulte competitivo para los clientes, y rentable para tu negocio, ya que de lo contrario, con total seguridad, acabará generando pérdidas.

Muchos restaurantes tipo buffet, con la intención de reducir pérdidas, permiten a sus clientes comer todo lo que quieran, siempre y cuando se lo coman todo.

2019-03-01T10:49:44+00:00 28/02/2019|Blog, Tendencias|