Los 6 consejos esenciales para ahorrar energía en tu restaurante

En The Cooksters somos perfectamente conscientes de que ahorrar energía es una de las principales preocupaciones de los restaurantes. Dado el avance de las nuevas tecnologías, y la gran cantidad de maquinaria industrial que se utiliza en restaurantes de todo tipo, las facturas de la luz pueden dispararse si no se toman una serie de medidas que permitan ahorrar energía.

El primer punto para tratar de reducir la factura de la luz en tu restaurante, es invertir en eficiencia energética. Esto es muy importante, más aún si tenemos en cuenta que en las cocinas de los restaurantes se concentran muchos aparatos que consumen una gran cantidad de energía (neveras, cámaras frigoríficas, hornos, planchas, lavavajillas, equipos de cocina, microondas, etc.), y que la mayoría de ellos se mantienen conectados a la red eléctrica de manera continuada, durante las 24 horas del día.

Al utilizar equipos de alta eficiencia o de tecnología más avanzada, conseguirás reducir las pérdidas ocasionadas por utilizar equipos obsoletos, que precisan de un mayor mantenimiento, y consumen una cantidad de energía muy superior.

Si no se toman medidas para tratar de reducir el consumo energético, se pueden llegar a consumir más de 600 kWh/m2. Una cifra excesivamente elevada, que si la sumamos al consumo de agua y gas, podría llegar a poner en riesgo la rentabilidad de un restaurante.

Te interesa:

10 enseñanzas de los mejores cocineros del mundo que debes aplicar en tu restaurante (sí o sí)

Conscientes de esta situación, desde The Cooksters queremos darte una serie de consejos esenciales que te permitirán ahorrar energía en tu restaurante, y reducir enormemente la factura de la luz al final de mes.

¿Cómo ahorrar energía en tu restaurante?

#1- Realiza una auditoría energética

Nuestra primera recomendación para ahorrar energía en tu restaurante, es que realices una auditoría energética. ¿Por qué? Porque es la única manera de conocer con exactitud la manera en la que se está consumiendo energía en tu restaurante, así como si el consumo se justifica con la actividad realizada.

Una auditoría energética te permitirá identificar las oportunidades de ahorro, ya que conocerás al detalle el rendimiento y el consumo de cada uno de los equipos que tengas en tu restaurante.

También te recomendamos que aproveches para realizar una auditoría energética de los consumos de agua y gas, ya que de esta forma también obtendrás información que te permitirá optimizar tus gastos.

#2- Diseña un plan de eficiencia energética

Una vez has realizado la auditoría energética, y conoces de primera mano el consumo de energía que llevas a cabo en tu restaurante, el siguiente paso sería diseñar un plan de eficiencia energética. Este plan debe ser personalizado a las necesidades de tu restaurante, siendo recomendable contar con ayuda o asesoramiento profesional.

#3- Desconecta los aparatos que no utilices

Aunque es cierto que muchos de los equipos que hay dentro de la cocina de un restaurante, deben permanecer conectados constantemente, como las cámaras frigoríficas o las neveras, también hay otros muchos que se pueden desconectar si no se utilizan.

Independientemente del tamaño del aparato eléctrico, sino se está utilizando pero permanece encendida la característica luz roja, el aparato puede continuar consumiendo hasta 20 vatios.

Es cierto que es una cantidad mínima, y que en un principio no debería preocupar, pero si nos ponemos a sumar 20 vatios por cada uno de los aparatos, te garantizamos que al desconectarlo lo notarás enormemente en tu factura de la luz.

Te interesa:

La rentabilidad de un restaurante buffet. Tips para gestionarlo correctamente.

#4- Climatiza el local

Aunque en la cocina es donde se consume la mayor parte de energía en un restaurante, no hay que olvidarse de la sala o comedor, ya que debido a los aparatos de calefacción o aire acondicionado, el consumo energético diario puede ser muy elevado.

Para tratar de reducirlo, lo más recomendable sería invertir en la climatización del local, para así minimizar el intercambio de temperatura entre el interior y el exterior del restaurante, en cualquier época del año. De esta manera, el sistema utilizado para tratar de acondicionar el ambiente trabajará de manera más eficaz.

Una buena idea es instalar barreras de aire en el acceso al restaurante, para evitar que el aire del exterior entre en el interior del local, y también para que el aire del interior se pierda en el exterior.

Asimismo, también te recomendamos que trates de aprovechar la iluminación natural al máximo posible. Así conseguirás aprovechar el calor del sol durante los meses de invierno, y podrás iluminar sin necesidad de encender el sistema de iluminación hasta que anochezca.

#5- Aprovecha al máximo las cámaras frigoríficas

Seguro que en la cocina de tu restaurante cuentas con varias cámaras frigoríficas, que se mantienen conectadas durante todo el día, y que suponen aproximadamente un 35% del total de tu factura de luz.

Es habitual ver muchas de estas cámaras a media carga, lo que es un grave error, ya que esto supone un gasto energético extra. Lo más recomendable es cargar a tope cada una de las cámaras frigoríficas, para así poder apagar las que no necesitas utilizar, disfrutando del correspondiente ahorro de energía en tu factura.

#6- Apuesta por The Cooksters

En The Cooksters nos esforzamos por dar un salto de calidad a tu negocio, ofreciéndote un amplio catálogo de productos gourmet (aperitivos, carnes, bocadillos, pizzas, pastelería, etc.), que no solo te permitirán completar la carta de tu restaurante con productos de la más alta calidad, sino que también te ofrecerán la oportunidad de ahorrar energía.

Todos nuestros productos te los entregamos bajo cero, garantizando siempre el máximo sabor. De esta manera, reducirás en gran medida el consumo energético, ya que la mayoría de nuestros productos solo necesitan un toque de horno, plancha o freidora, con todo el ahorro de energía y de tiempo que suponen los pasos previos de elaboración del producto. Estarán como recién hechos.

2019-03-28T08:19:40+00:00 28/03/2019|Blog, Trucos y consejos|